Turismo cardioprotegido: una realidad por la que cada día apuestan más hoteles españoles

El turismo cardioprotegido es una tendencia en alza. Cada vez son más las ciudades y los hoteles que apuestan por los espacios cardioprotegidos, ya sea porque la normativa de la Comunidad Autónoma les obliga, por concienciación o por dar una mejor imagen de cara a sus clientes.

Estos hoteles cardioprotegidos disponen de todos los recursos necesarios para dar asistencia inmediata a las víctimas de paradas cardíacas. Porque en situación de parada cada minuto cuenta.

Desfibriladores en hoteles y espacios públicos

En nuestro país mueren cada año cerca de 30.000 personas por muerte súbita y paradas cardiorrespiratorias. No hay duda de que esta cifra podría reducirse con más espacios cardioprotegidos, ya que actualmente solo hay 2 desfibriladores por cada 10.000 personas.

Solemos pensar que un paro cardíaco solo puede producirse dentro de los grupos de riesgo. Sin embargo, cualquier persona es susceptible de sufrir un problema cardiorrespiratorio, incluso estando de viaje. Por este motivo, la cardioprotección en hoteles, complejos turísticos y espacios públicos cobra especial importancia, ya que son espacios donde suele concentrarse un elevado número personas y los desfibriladores pueden ser un importante valor añadido. Actualmente, más del 40% de los hoteles de 4 y 5 estrellas disponen de un desfibrilador en sus instalaciones y cuentan con personal formado para su utilización.

Claro que no es suficiente con instalar el desfibrilador, para ofrecer ese extra de seguridad es un requisito indispensable formar a los empleados. La plantilla debe estar siempre preparada y capacitada para usar el DEA, pero además deben saber aplicar la reanimación cardiopulmonar para ayudar a salvar vidas.

¿Qué dice la normativa?

Si nos comparamos con otros países europeos, el nivel de cardioprotección en España es bastante bajo. Al no contar con una legislación a nivel nacional, la normativa es gestionada por las Comunidades Autónomas y cada territorio establece sus propios criterios para que los hoteles y alojamientos turísticos estén cardioprotegidos.

COMPARTE ESTE POST
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin